General

Temblores en gatitos

Temblores en gatitos

Los gatitos que muestran movimientos musculares involuntarios o tienen un tic incontrolable pueden sufrir temblores. Si bien el temblor rítmico de su gatito tambaleante puede ser aterrador de presenciar, el tratamiento generalmente está disponible.

Ataxia

Los gatitos con ataxia poseen una marcha anormal o inestable. La mayoría de los casos de ataxia en felinos son causados ​​por problemas neurológicos que afectan el sentido del movimiento del gatito y provocan temblores. La ataxia cerebelosa es causada por un problema dentro del cerebelo, la sección del cerebro responsable del equilibrio y la coordinación. La ataxia vestibular se produce cuando se encuentra un problema en el oído interno o en los nervios que se conectan al cerebro. La ataxia sensorial se produce cuando surge un problema en la médula espinal, el cerebro o los nervios periféricos, que son necesarios para realizar el movimiento de las extremidades. En muchos casos, la causa de la ataxia se debe al desarrollo anormal del cerebro, a menudo debido a la exposición a toxinas o al virus de la panleucopenia felina en el útero o por una enfermedad hereditaria.

Problemas metabólicos

Los problemas metabólicos en los gatitos pueden provocar debilidad, temblores, ataxia e incluso convulsiones. Los temblores pueden aparecer en un solo área (localizados) o apoderarse de todo el cuerpo del gatito (generalizado). Los niveles bajos de glucosa en sangre, diabetes mellitus y niveles bajos de calcio en sangre son solo algunas de las razones por las que pueden producirse temblores. En algunos casos, los gatitos desnutridos o con deficiencias nutricionales, como deficiencia de tiamina, pueden presentar episodios de temblor. Si la dieta es la culpable de los temblores felinos, su veterinario puede sugerir una dieta estricta para el gatito, así como suplementos para llenar los vacíos.

Diagnóstico

Si su gatito está experimentando temblores, una visita al veterinario es crucial. Durante su visita, su veterinario realizará un examen físico y obtendrá información sobre los antecedentes médicos y los síntomas actuales de su gatito. Se puede completar el trabajo de laboratorio de rutina para permitir que el veterinario descarte cualquier enfermedad importante. Considere si su gatito ha estado expuesto a alguna toxina, su dieta, la posibilidad de deficiencias nutricionales u otros síntomas que podrían indicar un diagnóstico. Si es necesario, su veterinario puede sugerir radiografías, tomografías computarizadas o resonancias magnéticas para buscar anomalías.

Tratamiento

Si los temblores de su gatito son el resultado de una enfermedad primaria, su veterinario discutirá las opciones de tratamiento para la afección subyacente. En algunos casos, ciertos medicamentos son responsables de los temblores. Si este es el caso de su gatito, su veterinario le sugerirá un medicamento alternativo. Puede ser necesaria una cirugía para los temblores relacionados con enfermedades del sistema nervioso. Mientras tanto, su veterinario puede recetarle medicamentos para ayudar a controlar los movimientos erráticos del gatito. La mayoría de los casos de temblores en felinos son tratables, pero es posible que debas controlar al gatito en casa. El pronóstico dependerá en última instancia de la afección subyacente, pero en muchos casos, su gatito tembloroso puede llevar una vida feliz y saludable.


Ver el vídeo: Peores terremotos de la historia en vivo (Julio 2021).