General

Cómo hacer que los perros dejen de girar

Cómo hacer que los perros dejen de girar

Girar, como perseguir la cola, es típicamente un comportamiento aprendido compulsivo. Una vez que sepa esto, puede implementar la solución correcta.

Desensibilizar al perro al estímulo

Paso 1

Lleva a Lucky al veterinario para un chequeo completo. Antes de comenzar a tratar el comportamiento problemático, debe asegurarse de que no sea causado por un problema médico. Su veterinario puede informarle sobre los medicamentos psiquiátricos que pueden ayudar a controlar la necesidad de girar de su perro.

Paso 2

Observe la rutina de Lucky y tome notas de los estímulos que conducen a un episodio giratorio. Esto le ayudará a identificar la causa. Por ejemplo, puede hacerlo cuando se excita al ver su correa o cuando suena el timbre de la puerta. Si lo hace solo cuando la casa está en calma, probablemente la causa sea el aburrimiento.

Paso 3

Ajusta la rutina diaria de Lucky. Llévelo a dar muchas caminatas largas para cansarlo y proporcionarle muchas actividades estimulantes, como rompecabezas de comida. Esto ayudará a evitar el aburrimiento.

Paso 4

Exponga a Lucky al estímulo problemático, si lo hay. Introducirlo repetidamente en la rutina diaria reducirá la cantidad de emoción que siente al respecto. Por ejemplo, un perro que gira al escuchar el timbre de la puerta lo hace porque está emocionado de recibir a un nuevo invitado. Entonces, tocar el timbre cada hora apaga esa emoción, ya que el perro se da cuenta lentamente de que el timbre es una parte mundana de su experiencia diaria.

Paso 5

Modifica tu propio comportamiento. Es posible que, sin darse cuenta, haya alentado el comportamiento de giro de Lucky reforzándolo cuando comenzó a hacerlo. Si reaccionaste llamándolo por su nombre, riéndote o tocándolo físicamente para que se detenga, es posible que se haya dado cuenta de que girar le llama la atención. Es fundamental prestarle la menor atención posible a Lucky durante un episodio giratorio.

Usar el asiento como distracción

Paso 1

Oculta una golosina en tu mano. Camina hacia Lucky y sostén la golosina en su nariz. Déjalo captar el olor.

Paso 2

Mueva la golosina lentamente hacia arriba y detrás de su cabeza. Diga: "Siéntese" con una voz tranquila y amistosa mientras mueve el premio. Lucky seguirá la golosina con su nariz. Al final, se sentará para poder seguir la golosina hasta el final.

Paso 3

Suelta la golosina y elogia mucho. El tiempo es clave está aquí. Asegúrate de soltar la golosina tan pronto como su trasero toque el suelo. Con suficiente repetición, Lucky aprenderá que sentarse cuando escucha la orden tiene un resultado positivo. Con el tiempo, podrás perder la golosina por completo y solo usarás tu voz para darle órdenes. El especialista en comportamiento canino, el Dr. Jeff Nichol, recomienda utilizar interacciones estructuradas y planificadas para desviar la atención de su perro de su obsesivo giro. El comando "Siéntate" es particularmente efectivo como distracción, ya que coloca su trasero en el piso, evitando que gire.

Paso 4

Exponga a Lucky a su estímulo desencadenante. Si comienza a girar, emita el comando "Siéntate" y luego recompénsalo con una golosina. Con el tiempo, aprenderá que sentarse en lugar de girar tiene un resultado positivo.


Ver el vídeo: Lo que un perro hace antes de morir te romperá el corazón (Septiembre 2021).